lunes, 19 de julio de 2010

UNIDAD NACIONAL O CAOS

Hoy vemos, escuchamos y leemos, en distintos medios de comunicación, esta falsa antinomia referente a las distintas medidas, acciones y/o declaraciones de funcionarios del gobierno nacional: UNIDAD NACIONAL O CAOS.

Se trata de simplificar distintas situaciones y posiciones entre el gobierno y “ la oposición “ ( porque hay más de una opinión disonante con el oficialismo ) y presentarla como una pelea ésteril e inconveniente para un país donde sobran los recursos con frases hechas, a veces hasta infantiles, como: “ se pelean por la caja “, “ por ocupar una banca más “, “se olvidan de los reales problemas del pueblo”, “el campo somos todos”, “son cuestiones personales o figuración”, “hay que ser plural”, etc..

Para aquellos que ya estamos en las 50 primaveras, esto no es nuevo, en diferentes períodos históricos, distintos actores públicos han usado los mismos argumentos y plantearon la misma disyuntiva, UNIDAD NACIONAL O CAOS. Cae de maduro que ningún argentino bien intencionado va ha estar con el caos. Pero cuando, estos sectores tan mesurados y preocupados por el país plantean que lo conveniente es el acuerdo, el pluralismo, la Unidad Nacional, y no el caos, la crispación, las crisis, los enfrenamientos. ¿A qué unidad se están refiriendo?

A una Unidad Nacional que conviva, con concentración de medios de comunicación, con grupos económicos nacionales y extranjeros que fijan la agenda de los gobiernos de turno, con una distribución injusta de la renta, con salarios flacos y precios gordos, con jubilaciones escasas, con desnutrición infantil, restricciones a los bienes culturales, exportaciones agropecuarias sin restricciones y con peones en negro, etc …, o a la UNIDAD NACIONAL con salarios, jubilaciones y pensiones con mayor poder adquisitivo, inclusión educativa, mejor distribución de la renta, acceso democrático y popular a los bienes y servicios culturales, mayor inversión en salud pública y viviendas populares, con medios de comunicación donde estén presentes todos las voces y la política subordine al poder económico.

La Unidad Nacional no significa la adhesión a un discurso único, donde no hay discusiones porque hay otros más capacitados que nosotros para decirnos qué debemos pensar, qué es lo mejor para nosotros…

Los peronistas no inventamos, ni fomentamos las tensiones, la pugna de intereses y la injusticia social, estamos comprometidos históricamente con la UNIDAD NACIONAL: CON JUSTICIA SOCIAL, CON SOBERANIA POLITICA E INDEPENDENCIA ECONOMICA y sin duda con la participación democrática y el respeto a todas las ideas, por lo cual resulta condición necesaria fomentar esta discusión.

2 comentarios:

Adal El Hippie Viejo dijo...

bienvenido compañero!!!
me llevo su link para ponerlo en mi blog

un abrazo

Adal

nestor ka dijo...

muchas gracias, seguimos en contacto